Noticias

Comunicado de Ecoembes ante el informe de Greenpeace España

20 de Octubre, 2020
Comunicado de Ecoembes ante el informe de Greenpeace España

En Ecoembes nos preocupa el escaso rigor de un informe que pone en entredicho el valor del hábito medioambiental del reciclaje mediante la difusión de información falsa, intencionada y muy alejada de la realidad en España, que contradice incluso los datos oficiales y las fuentes nacionales e internacionales y que representa una enorme irresponsabilidad por el claro riesgo de desincentivación del hábito del reciclaje.


Es importante que recordemos, una vez más, que toda la actividad de Ecoembes está completamente regulada y sometida al control y certificación de la administración pública, que a su vez tiene el poder de sancionar las malas praxis. En más de veinte años que llevamos trabajando por el reciclaje en España, esto no ha ocurrido en ninguna ocasión. Muy al contrario, siempre hemos destacado ante las autoridades competentes la importancia de la transparencia, la trazabilidad y el máximo control como señas necesarias de identidad de un modelo cercano, inclusivo y responsable. Incluso en varias ocasiones hemos ofrecido a Greenpeace acceder a nuestros datos para que pudieran analizarlos y revisarlos en detalle, sin obtener ninguna respuesta por su parte.


Por lo tanto, ni podemos ni debemos quedarnos callados ante lo que consideramos un torpe intento de devaluar este esfuerzo que realizan a diario millones de personas y miles de ayuntamientos en nuestro país con la separación y el reciclaje de sus residuos. Estas estrategias de presión e influencia política basadas en la desconfianza, el ruido y la confusión social no nos van a alejar de un compromiso medioambiental que en Ecoembes ponemos en práctica a diario proponiendo y poniendo en marcha soluciones inclusivas, reales y efectivas.


En Ecoembes tenemos muy clara nuestra meta medioambiental: reducir la generación de residuos y reciclarlos cada vez más y mejor. Nuestro terreno es precisamente ese, el de las soluciones colaborativas y modernas, cercanas a las necesidades de nuestros hogares, barrios y municipios. La lucha medioambiental es demasiado ambiciosa y demasiado urgente como para entretenerse en ataques que responden más a intereses particulares que a un objetivo común. Nosotros tenemos claro que la solución a los desafíos que ya tenemos sobre la mesa solo será posible desde la responsabilidad, el respeto, la cooperación entre las partes y el trabajo diario. Seguiremos fieles a esta hoja de ruta.