Notas de prensa

Ecoembes y el Gobierno de La Rioja ponen en marcha la campaña de concienciación “La Lata que Conserva”

11/04/2016
Campaña La Lata que Conserva
  • Se trata de una iniciativa que pretende sensibilizar a la sociedad de La Rioja Baja sobre la importancia de depositar los envases metálicos en el contenedor amarillo.
  • Para poner en marcha esta iniciativa se contará con la colaboración de los comercios de la zona y se instalarán muppies y carteles informativos dirigidos a los ciudadanos.

El Gobierno de la Rioja, el Consorcio de Aguas y Residuos de La Rioja y Ecoembes, la organización que cuida del medio ambiente y promueve la sostenibilidad a través del reciclaje de envases, han presentado esta mañana la campaña “La Lata que Conserva. El objetivo es concienciar a los ciudadanos de 30 municipios de La Rioja Baja sobre la importancia de reciclar envases domésticos, en especial los metálicos. 

La presentación ha tenido lugar esta mañana en el municipio de Arnedo y ha contado con la presencia de Iñigo Nagore, consejero de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente del Gobierno de La Rioja; José María Infante, director general de Calidad Ambiental y Agua; Fernando Blázquez, delegado de Ecoembes en la zona norte, y Silvia Rodríguez-Miranda, del departamento de Marketing de Ecoembes. 

La acción, que ha comenzado hoy y se desarrollará hasta el próximo 2 de mayo en La Rioja Baja, persigue motivar a los ciudadanos para que mejoren la separación de envases domésticos en sus hogares, especialmente en lo relativo a los envases metálicos. Para ello, contarán con la colaboración de los comercios de la zona y se instalarán muppies y carteles informativos en puntos estratégicos. Asimismo, se enviarán cartas a los vecinos para que se impliquen en esta acción, y se les animará a visitar la web de Ecoembes, donde podrán descubrir todos los beneficios que tiene el reciclaje para el medioambiente.

El metal es un material 100% reciclable, pero resulta fundamental que los ciudadanos lo separen en sus hogares y lo depositen posteriormente en el contenedor amarillo junto a los envases de plástico y briks. Con esta iniciativa se busca que los ciudadanos se conciencien sobre cómo a través de este gesto pueden contribuir a conservar el medioambiente y el entorno natural de La Rioja. 

En cualquier caso, el compromiso de los riojanos en esta materia es clave, ya que sólo en 2014 reciclaron 10.641 toneladas de envases domésticos a través de los 4.150 contenedores amarillos y azules que tienen a su disposición en la región.   

Esta campaña pretende ser una vía para fomentar la educación ambiental y el reciclaje en un entorno natural tan espectacular como La Rioja Baja. Debemos ser conscientes de que cuidar de nuestro planeta es tarea de todos, y de que cada gesto cuenta. Las latas que usamos a diario, no solo conservan los alimentos, sino que además contribuyen a conservar el medioambiente si se reciclan adecuadamente”, ha asegurado  Fernando Blázquez delegado de Ecoembes en la zona norte.

Por su parte, el consejero de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente, Iñigo Nagore, ha incidido en las enormes posibilidades de recuperación que tienen el acero y el aluminio. “Son recursos inagotables y permanentes que pueden ser reciclados una y otra vez, fundidos y transformados en otros productos, sin perder ninguna de sus propiedades”. Pero además, este proceso de economía circular, en el que los productos se reutilizan y reciclan en un círculo continuo, “favorece la creación de empleo verde”.

Sobre Ecoembes

Ecoembes es la entidad sin ánimo de lucro que gestiona la recuperación y el reciclaje de los envases de plástico, las latas y los briks (contenedor amarillo) y los envases de cartón y papel (contenedor azul) en toda España.
En 2014, se reciclaron más de 1,2 millones de toneladas de envases ligeros y envases de cartón y papel en todo el territorio nacional, alcanzando una tasa de reciclado de 73,7%. Gracias a este porcentaje, se evitó la emisión de 1,2 millones de toneladas de CO2 a la atmósfera, que equivale a retirar el 25% de los vehículos censados en la ciudad de Madrid. La reducción de gases contaminantes no ha sido el único beneficio que se ha alcanzado a nivel ambiental. En el trascurso de 2014, también se ha evitado el consumo de 3 millones de MWh, lo que equivale al gasto anual de energía del 31% de los smartphones que hay en España, y de 24,5 millones de metros cúbicos de agua, el equivalente al consumo de 400.000 personas.