Escapada: Cascadas del purgatorio, tras el rastro del agua

Por
17 Febrero 2017
Categoría: 
Noticias
Escapada: Cascadas del purgatorio, tras el rastro del agua

Están en pleno Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama, en la localidad madrileña de Rascafría, frente al Monasterio de El Paular. Tras atravesar robledales y remontar el río Aguilón, llega la recompensa: dos espectaculares saltos de agua que brotan entre las rocas.

Para empezar el camino hay que cruzar el Puente del Perdón. La leyenda cuenta que debe su nombre a que cerca de él se encontraba lo que se conocía como la Casa de la Horca, y a sus pies se celebraban juicios de manera que el que obtenía el perdón volvía libre tras pasar el puente.      

Este puente, que permite cruzar el río Loyoza, es de la primera mitad del siglo XVIII, aunque originariamente había uno en el mismo sitio desde el siglo XIV, fecha en que se fundó la cartuja de El Paular, la primera de Castilla. Al final del puente del Perdón está el Arboreto Giner de los Ríos, con cerca de doscientas especies de los bosques de Europa, Asia y América que forma parte de las instalaciones del Centro de Visitantes.

A partir de ahí tienes dos horas para disfrutar del paseo hasta llegar a las cascadas. Son 6,5 kilómetros que sólo pueden hacerse andando. Tienes el detalle de la ruta listo para imprimir en sierranorte.com donde recomiendan que la mejor época para realizarla es durante el deshielo, cuando las cascadas llevan mayor cantidad de agua.

En cuanto a la fauna, en el valle del Lozoya viven 39 especies de mamíferos del total de las 83 que se encuentran en la Península y 127 especies de aves de las 245 que habitan España. La Red de Centros de Educación Ambiental de la Comunidad de Madrid detalla que en esta área del Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama viven el corzo, el jabalí y la cabra montés, además de nutrias.

En este valle crece una flor protegida que toma el nombre del Monasterio: el geranio del El Paular o Erodium paularensis. Justo detrás de este histórico edificio sobre el que podéis encontrar más datos en rutasconhistoria.es también se puede encontrar Quejigo o Quercus faginea.

Ya sabes: prepárate bien para la ruta y comienza con determinación este camino de 6,5 kilómetros, al final de los cuales te esperan dos maravillosas cascadas donde sentir la naturaleza más viva.

Añadir nuevo comentario

Image CAPTCHA
Indica los caracteres mostrados en la imagen.

Posts relacionados